martes, 27 de agosto de 2013

Mi lugar de lectura


La vida en Zug es muy tranquila, más aún si cabe durante el fin de semana por mucho que la gente salga a la calle y llene las terrazas.

Como vivo a una manzana del lago, aprovecho que hace buen tiempo para acercarme a leer a uno de los muchos bancos que hay junto a la orilla.





La gente pasea sus perros, disfruta del sol y de la brisa fresca, se acerca al chorro de agua para hacerse fotos o como el sábado pasado, toca algo de música.



Una pareja de recién casados, que había venido en busca de la típica instantánea terminó por ponerse a bailar.



Reconozco que era reacio a comprarme un ebook, de hecho sigo adquiriendo libros en papel, pero el libro electrónico es todo un invento. Llevas varios libros a la vez, puedes saltar de uno a otro sin que abulte ni pese, y es la compañía perfecta para esos momentos sueltos.

Sé que estas mañanas junto al lago tienen fecha de caducidad y que dentro de poco tendré que buscarme otro lugar de lectura, pero de momento son un aliciente más para vivir en Zug.

22 comentarios:

Ligia dijo...

Desde luego, se respira tranquilidad en ese lugar junto al lago. Abrazos

Zulú and Co dijo...

Es genial leer al aire libre y disfrutar del solecito, pero un buen libro, abrigado en casa, con vistas al lago mientras afuera nieva también será fantástico seguro!

Yo también me resistía al ebook pero (aunque nunca tendrá el encanto del papel) ahora no puedo estar sin él.
Voy a ser curiosa: qué estás leyendo?

Bss gordos
M.

Senior Citizen dijo...

Verás como encuentras alicientes también en invierno. Una persona tan positiva como tú siempre ve el lado bueno de las cosas y los lugares.

Amapola Azzul dijo...

Si te gusta leer sigue haciéndolo en sitios tan tranquilos debe ser un placer,

Besos.

Blau dijo...

Tawa, cuando llegue ese momento, tranquilo, conozco un lugar estupendo donde puedes leer, claro, leer la carta de ginebras jajajaja
Besoooos

Anónimo dijo...

Verräter!



Mit freundlichen Grüssen,



Johannes Gutenberg






hc

Elena dijo...

Qué maravilla de lugar, daría mi cena por acompañarte un rato en ese banco frente lago.

Un beso Tawaki.

nélida dijo...

Ahh que placer!!! de solo mirar las fotografías y ya me siento disfrutando ese aire soleado y de paz azul por todos lados.
Qué bueno ver y saber, que podés disfrutar de tu estadía en Zug.
Y para cuando llegue el frío, de seguro encontrarás el lugar. Me juego la cabeza y no la pierdo jajjaja

José Núñez de Cela dijo...

Precioso lugar. Soy de los que piensan que la lectura tiene otro sabor, otras sensaciones, según el lugar en el que se desarrolla. Este parece un lugar perfecto. Disfruta!

Saludos!

lola dijo...

Hola Tawaki, te has agenciado un sitio precioso para leer.
Yo aún no he caído en la tentación del e-book, sigo prefiriendo el papel aunque ya se sabe que nunca se debe de decir de esta agua no beberé.
Me alegro que ya tengas tiempo para seguir con el blog.
Besos.

Tawaki dijo...

Ligia, eso cuando no me lo invaden con puestos de cerveza y salchichas.

Zulú, cuando tomé la foto estaba leyendo Matar a un ruiseñor. Altamente recomendable, por cierto.

Senior Citizen, más me valdrá encontrarlos, porque será largo. Ya le he echado el ojo a un par de restaurantes en los que comer una fodue al lado de la chimenea.

Amapola Azzul, sobre todo si te acompaña el sol.

Blau, me encanta leer ese tipo de cartas, ja,ja.

Muchas gracias a todos por vuestros comentarios.

Tawaki dijo...

HC, pero mira que eres... me has hecho mirarlo en el diccionario, ja,ja.

Elena, y yo te llevaría luego a cenar.

Nélida, ya estoy buscando refugio para el invierno, restaurantes con chimenea, para ser más preciso.

José Núñez, según el lugar y la compañía.

Lola, yo sigo comprando en papel, pero ya caerás. Yo decía lo mismo y estoy encantado.

Muchas gracias a todos por vuestros comentarios.

unjubilado dijo...

Llego tarde, como en muchas ocasiones, pero me voy a sentar un rato en este magnífico lugar. No voy a leer, voy a encontrarme con mis pensamientos y con la belleza de este idílico lago.

RosaMaría dijo...

Qué paz dan tus fotos y tu descripción del lugar. Me alegra que lo disfrutes y que lo compartas con nosotros. Besos grandotes.Ah! hace rato que leo libros por ebook, se me hace más fácil y también leo varios a la vez. Un abrazo

Nélida G.A. dijo...

Me alegra mucho que encuentres esos momentos de tranquilidad para leer al lado del lago.
Opino que es un plan estupendo.

La vida está llena de pequeños alicientes, solo es cuestión de buscarlos......y disfrutarlos....

Un beso.
Neli.

Leodegundia dijo...

Pues menudo sitio que encontraste para leer, es verdaderamente idílico, aprovéchalo ahora que en invierno me pega que no podrás disfrutarlo mucho.

Tawaki dijo...

Rosa María, claro, hay que perderle el miedo a la tecnología, sobre todo cuando nos trae ventajas.

Nélida, a veces esos pequeños alicientes son los que nos permiten seguir.

Leodegundia, de hecho ya me tengo que abrigar un poco, así que en invierno será imposible leer ahí.

Muchas gracias a todas por vuestros comentarios.

Tawaki dijo...

Un junilado, que casi te escapas sin respuesta por mi culpa. No te preocupes por llegar tarde; te esperamos.

PULGACROFT dijo...

Un lugar perfecto para leer, me gusta mucho Tawaki!

Tawaki dijo...

Pulcacroft, pues ya sabes, te traes un buen libro y a leer, que hay espacio de sobra.

Cyllan dijo...

Que pasada el pueblo donde vives ahora, me encanta. No se parece nada a Madrid eh?
A lo del ebook también era reacia yo pero estoy a punto de caer... para mi cumple me hago de la secta. Pero sin dejar el papel espero.

Tawaki dijo...

Cylla, ¡cuánto tiempo! espero que estés bien. Lo uno no quita lo otro y yo disfruto del ebook y de los libros en papel. El primero tiene la ventaja de que te llevas varios libros a donde quieras, pero el papel tiene más encanto y te permite moverte mejor por entre las páginas. Seguirás con los dos.

Sí, he cambiado de vida y esto es lo opuesto a Madrid. Cuídate.