miércoles, 30 de noviembre de 2011

India

Ya estoy de vuelta, después de una vacaciones que este año se hicieron esperar y que necesitaba más que nunca. Pocas horas antes de subirme al avión, con todo pagado y reservado, vivía al borde de la cancelación, en una semana estresante en el trabajo que fue la puntilla a un año cargado de tareas. Menos mal que todo quedó en un susto.


Han sido tres semanas intensas, un no parar quietos ni un momento, en las que hemos recorrido buena parte de Rajastán, Delhi, Agra y Benarés. Mi primer destino en Asia, un continente que se me había resistido hasta ahora y una inmersión en una cultura y una forma de vivir completamente distintas a la nuestra.




Me llevará meses organizar todas las fotos que me traigo, pero es que había mucho que ver: edificios enormes que apenas cabían en el encuadre, ciudades caóticas y ruidosas, atuendos inverosímiles y pequeños detalles que recompensaron nuestra constante curiosidad.



Lo único que no nos acompañó fue el aspecto humano. Con más de treinta países en mi haber, he de decir que los indios son los que peor me han tratado con diferencia. Salvo media docena de jóvenes educados que nos ayudaron desinteresadamente, el resto de los que nos hemos topado han sido serviles cuando había dinero de por medio, pero malencarados, pesados y bordes cuando no sencillamente estúpidos el resto del tiempo.

Mucho namasté por aquí y por allá, pero a la hora de la verdad te mienten constantemente. Te dicen que los monumentos están cerrados, o que el restaurante al que quieres ir ya no existe. Se olvidan del precio que acordaron para el tuc-tuc y te intentan cobrar más. Les dices veinte veces que no quieres un guía y no te dejan ni a sol ni a sombra. Se aprovechan de su ventaja con el idioma para colarse en las colas y un sinfín de cosas más que no cuento para no aburriros con mis quejas.

Así las cosas, no me extraña que necesiten varias vidas para alcanzar el cielo.



En fin, ya me he desahogado un poco. Subiré alguna foto conforme las vaya revisando, porque el viaje ha merecido mucho la pena y a mí me gusta quedarme con lo bueno. Las de hoy son una selección precipitada, ya habrá tiempo de ir subiendo alguna mejor.

29 comentarios:

Yo! dijo...

Eeeee y soy la primera por aquí. Como siempre me encanta la forma que tienes de escribir y describir todo, vamos, que también estuve en la India con tu post.Es como todo, cuestiones de cultura que aprendemos solamente cuando estamos allí, a veces no es ni parecido a lo que nos cuentan de un lugar. Espero ver mas fotos, las que publicaste me encantaron. Besotes!!

nélida dijo...

Me contaba una amiga, que tiene amigos italianos viviendo en la India, que de un tiempo largo a esta parte, los indios ya no son lo que eran. Supongo que tiene que ver con lo que contás. Es más, éstas personas luego de estar viviendo más de 15 o 20 añós allí, están pensando en volverse a su país.
Las fotos bellas, la última bellísima.
Namaste :)

Elena dijo...

La India debe ser una explosión de color, de ciudades caóticas, con tráfico sin normas, un mundo de contrastes.
Las fotos son muy bonitas.
Y me imagino lo que cuentas de la gente, la verdad es que la situación debe de ser muy molesta.

Un beso Tawaki.

Sylvia Reguero dijo...

Ya te lo dije... así que me solidarizo contigo en tu visión,
Pero bueno, de todo se aprende y no todo es paisaje y monumentos.
Que bien que ya estés aquí dispuesto como siempre a compartir tus experiencias
Un abrazo

Raquel dijo...

Whoa!
Quiero ver más fotos y leer más sobre el viaje.

lola dijo...

A ver si tengo mejor suerte esta vez, blogger ha comenzado a hacer de las suyas.
Es una pena lo que cuentas sobre las personas en la India, pero a lo mejor la necesidad les hace volverse así, es como en mi país natal que la gente de ser amables han pasado a ser serviles y aprovechados.

lola dijo...

Olvidé despedirme, besos

Belén dijo...

No es un país que me llame la atención, pero será un placer ver tu punto de vista...

Besicos

Leodegundia dijo...

Una presentación muy interesante de tu viaje a la India y creo que es cierto, es la primera vez en tanto tiempo que sigo tus viajes en que te oigo quejarte y esta frase te quedó genial:
no me extraña que necesiten varias vidas para alcanzar el cielo
Ya pasé por tu otro blog y me encantó lo que pusiste. Espero que nos sigas contando.
Un abrazo

Antero dijo...

Javier Moro describe en El Sari rojo la India de una forma magnífica, aunque se le pasa por alto comentar lo que tú has dicho de sus habitantes.
Haces bien en quedarte con lo bueno y lo que has visto, lo demás, que el paso del tiempo lo vaya borrando

José Núñez de Cela dijo...

Me has traido muy buenos recuerdos de un viaje ya no tan reciente. Comprendo tu problema con las fotos, pero no tanto tus opiniones sobre la gente; en mi caso fue al revés: en general muy amables, aunque algunos, sí, muy interesados. Habrá que preguntarse por la imagen que trasmitimos los occidentales en ellos.
Saludos

Zulú dijo...

bienvenido a casa!
Bss
M.

P.S.: me ha gustado eso de la necesidad de varias vidas para llegar al cielo... ¿cómo se podrá saber cuántas faltan?

Senior Citizen dijo...

Otro gran viaje a unos países, que conoceremos poco a poco gracias a ti.

La pobreza hace algunas veces a las personas aprovechadas y hostiles. Aquí tenemos a las llamadas claveleras, que ya no ofrecen claveles pero asedian a los turistas ofreciendoles simples ramitas de romero y la buenaventura si las dejan, pero que cuando les dices: "Que soy de aquí, mujer"... te dejan inmediatamente.

Elvira dijo...

Mi hija vivió 5 meses en la India y se enamoró del país, aunque también contaba algunas pesadeces de la gente. Creo que se llevó mejor impresión que tú, de todas formas.

Las fotos preciosas, quiero másss!!!

Un beso

Qalamana dijo...

Vaya... eres el segundo que me comenta lo mismo sobre los indios: cuando yo estuve no tuve ningún problema, y eso que iba sola con la mochila!

En fin... a mí me encantó, lo que más el fuerte de Jodpur: impresionante!

Trapiello dijo...

Veo que te ha encantado!!!
Un besazo

ulises dijo...

En mi caso de Bombay hacia el sur no tuve ninguna queja de la gente. Te diré que me volví más gitano que ellos para los tratos. Hay que ir con cien ojos por estos sitios. Cuando me atendieron en un hospital de los que no se fiaban era de nosotros, no creían que nuestro seguro iba a responder por el tratamiento.
En general buen trato en toda la zona sur.
Tengo ganas de ver el Norte pero creo que volveré a repetir el Sur porque me quedaron muchas cosas que ver.

Tawaki dijo...

Yo! hbra más fotos, lo prometo, solo que me lleva tiempo porque son demasiadas. Me alegro mucho de que te gustaran. Un beso.

Nélida, no me extraña. Supongo que hay de todo y que yo topé con lo peor, que la gentenormal está a sus cosas y no tiene mucho trato con los turistas. Un beso.

Elena, El Cairo es una ciudad ordenada comparado con ir squivando vacas, ja,ja. Un beso.

Sylvia, hubo varias ocasiones en las que recordé tus descripciones, porque se ajustaban como un guante. Besos.

Raquel, habrá más por este blog y por el otro, porque la India da mucho de sí. Un abrazo.

Lola, no creo que salgan de la pobreza maltratando al turista, pero allá ellos. Es su país, pero yo decido si vuelvo o no. Un beso.

Muchas gracias a todos por vuestros comentarios.

Tawaki dijo...

Belén, lo entiendo, pero es tan diferente que me apetecía verlo y me alegro mucho de haberlo visitado. Un beso.

Leodegundia, siento lástima, porque veo un país con muchas posibilidades turísticas que no cuida sus recursos. Pero el viaje fue espectacular. Un abrazo.

Antero, supongo que yo traté con lo peorcito, con lo que se quieren aprovechar del turista y que hay además un montón de gente normal y buena que no he visto. Quiero creer que es así. Un abrazo.

José Núñez, yo creo que es algo que está cambiando a nivel mundial. La globalización les permite vivir mejor, pero me parece ridículo que pidan precios occidentales por artículos de mala calidad con los que tratan de engañarte. Ese no es el camino, en mi opinión. Por lo demás, un país fascinante. Un abrazo.

Muchas gracias a todos por vuestros comentarios.

Tawaki dijo...

Zulú, gracias. No sé, pero a muchos les quedan un buen puñado, ja,ja. Besos.

Senior Citizen, la pobreza mental, porque ahora con la crisis es más difícil, pero esas claveleras podíanhaberse ganado la vida mejor de otra forma, pero nunca han querido esforzarse. Ese es el problema, que pedir es más cómodo y más fácil Eso es lo que me da lástima. Un abrazo.

Elvira, supongo que yo traté con lo peor, con los qu pretendían aprovecharse. Quiero pensar que hay un montón de personas normales y buenas que sencillamente no tienen trato con los turistas y que por lo tanto no he conocido. Un beso.

Qalamana, a mí me ha gustado mucho, fuerte de Jaipur incluido, pero creo que se están malacostumbrando. En la India y en otros lugares. Un beso.

Trapiello, en general, salvando el personal autóctono, sí. Un abrazo.

Ulises, que no te eche para atrás mi comentario. Si ya sabes cómo hay que tratarlos, adelante, lo que yo vi me pareció espectacular.

Muchas gracias a todos por vuestros comentarios.

Blau dijo...

Tawa, seguro que ha sido un viaje de esos que marcan, a pesar de esa sensación en el aspecto humano.

Un besote

Tawaki dijo...

Blau, ha sido uno de losgrandes y ha merecido mucho la pena. Me habría gustado cambiar algunas cosas, pero eso siempre pasa cuando uno visita otro país. Un beso.

Cyllan dijo...

Interesante lo que cuentas de la poca hospitalidad, tenía una idea equivocada yo de este país entonces.

demetrio dijo...

Un amigo indio de mi hermana me preguntó en Agra que si me gustaba la India. Le di una respuesta políticamente correcta. Tiene cosas muy bonitas (aunque me sigo quedando con el arte "occidental") pero casi todo es pobreza y diferencias sociales extremas.
Yo me traigo muy buen recuerdo de la gente que conocí y a todos los que piden les comprendo porque en un país con tanta pobreza y tanta gente luchando por salir del "hoyo", debe ser infernal el día a día.
¿No te llamó la atención la contaminación?
Al Planeta le quedan dos días... :P

Tawaki dijo...

Cyllan, en un país tan grande debe haber de todo. Seguro que hay gente estupenda. El problema es que como turista te encuentras con la morralla y los aprovechados. Cuento lo que viví, reconociendo que hay un 99,99% que no tuve tiempo de experimentar. Un beso.

Demetrio, de acuero en la primera parte, pero no creo que la pobeza sea una excusa para maltratar al turista, que al final es el que les da de comer. La pobreza mental no ayuda a salir de la física. Vi contaminación, aunque me lo esperaba peor. Un abrazo.

Muchas gracias a los dos po la visita.

Anónimo dijo...

Te felicito Tawaky por tu blog, me encanta como enlazas la imagen con las palabras, consigues que se traspase la imagen y ver mas alla... Si estas fotos son las de las prisas...... Como seran la que nos faltan por admirar.

Un saludo,

Tawaki dijo...

Anónimo, muchas gracias por tus elogios. Me emocionas y sólo me gustaría saber quién eres. Un abrazo.

Nélida G.A. dijo...

He leído varias entradas tuyas dedicadas a este país, sus gentes y arquitectura. Pero me ha encantado tropezar con esta "inicial". Porque es el punto de partida de todas ellas y si algo destaco de esta entrada es la emoción que no pudiste controlar (bendito que así sea) y que nos contagias porque rebosa en cada una de tus palabras e impresiones
Estabas ansioso por contar TODO aún sabiendo que ello requeriría varias entradas, muchas para transmitir de manera completa.
Sin embargo esta primera impresión tuya dice mucho más de lo que parece.
Y tu última foto es preciosa, me gustó mucho.
Besos.

Tawaki dijo...

Nélida G.A., parece que me despaché a gusto con los autóctonos, pero todo lo que digo es verdad y no soy el único que les critica. No obstante, fue un viaje espectacular del que al final voy a sacar unas cuarenta entradas, que no está nada mal. Es un país tan diferente que por fuerza ha de sorprenderte. La última foto es del amanecer en el Ganges, un lugar muy especial que me trae muy buenos recuerdos. Un beso.