miércoles, 14 de septiembre de 2016

Stonehenge II

Continuamos con la entrada de hace unos días.

A las 18.45, cuando las instalaciones se vaciaban de público, volvimos a subir en uno de los autobuses que te acercan desde el centro de visitantes al monumento. No llegamos a llenarlo, y había gente de varios países. Muy brevemente, nos dieron algunas reglas de sentido común, como la de no tocar las piedras, por ejemplo.

Al llegar, nos quedamos fuera de la cuerda, sin atrevernos a entrar, como si no estuviésemos autorizados a cruzarla. Pero eso duró poco.




El sol de la tarde iluminaba entonces las piedras; era la mejor luz del día, y vagábamos de un lugar a otro intentando no estropear las fotos de los demás, salvo un grupo que llevaba su propio guía. Como siempre, se pusieron en todo el medio sin respetar a los que queríamos hacer fotos sin que saliesen ellos. Típico y previsible.



Me acerqué a una piedra que descansa horizontal en el suelo. La llaman la piedra de los sacrificios, aunque el color rojo que tiene a veces, cuando llueve, se debe al hierro que contiene, no a la sangre.



Las blue stones son más pequeñas, algunas pesan en torno a 4 toneladas y se cree que fueron traídas en balsas de madera desde las montañas Preseli, que están a casi 400 kilómetros. Estas piedras forman dos círculos concéntricos, pero incompletos.


Hay quien cree que se les atribuían poderes curativos y que ese fue el motivo de traerlas hasta aquí.

Las sarsen stones llegaron unos 150 años más tarde y son mucho más grandes. La mayor pesa unas 50 toneladas, y debieron ser transportadas en trineos de madera desde Marlborough Downs, que está a unos 40 kilómetros. En 1958 se restauró uno de los grupos de piedras de la herradura, después de que hubiese caído en 1797, sumándose a los dos que se mantenían en pie. Otros dos están parcialmente derribados.


Busqué algunos contraluces, pero la masa de las piedras es demasiado uniforme, y no quedaron como esperaba, así que os dejos unos hdr. Poco a poco, el sol se iba acercando al horizonte, y me alegré de haber ido a finales de mayo, cuando los días son más largos.




Son sesenta minutos que pasan en un vuelo.




El caso es que Stonehenge forma en realidad parte de un complejo mucho más grande, con varias tumbas conectadas por avenidas. Recientes excavaciones han sacado a la luz un poblado con cerca de mil viviendas, que sin embargo no estaba habitado de forma continuada.


Ya no había servicio de autobuses, pero había reservado un taxi, que llegó con media hora de retraso, para que me llevase de vuelta a Salisbury. Poco después, subido en un tren a Londres, escuchaba por la radio cómo el Real Madrid ganaba su undécima Copa de Europa, ahora Champions League.

Este enlace os permite ver el monumento desde dentro.

Esta página web también nos da bastante información.

Y éste es el del English Heritage, con mucha información en inglés.

13 comentarios:

Ligia dijo...

Bueno, a pesar de "los incordios", conseguiste unas fotos fabulosas de este lugar tan misterioso y pintoresco. Abrazos

Mari-Pi-R dijo...

Afortunadamente que pudiste volver al caer de la tarde, es el momento mejor para las fotos, hay lugares que hay que visitar a dos veces al día en horas distintas como Petra.
Un abrazo.

Blau dijo...

Tawa, que abandono! me imagino que con las blue stones te acordaste de mi ;-P
Besos

Nélida G.A. dijo...

Preciosa entrada y espectaculares fotos. No suelen gustarme los HDR pero las tuyas quedaron muy bien, un procesado suave.
Claro que siempre están esos "molestos intrusos" que no tienen consideración en pensar que otros quieren hacer fotos del lugar sin gente, pero bueno, eso pasa en todos lados.
Lo más difícil para mi hubiera sido aguantar la tentación de tocar la piedra. No digo manosearla ni recrearme en ella, pero un poquito, posar la yema de los dedos un segundo, con eso me bastaría. Y lo digo porque debe ser muy especial acariciar de esa manera tanta historia, porque cada milímetro de esas piedras están llenas de historia y leyendas. Pero bueno, se entiende,claro.
Me alegro que pudieras ir a esa hora y lo disfrutaras tanto.
Ya puedes sumar una muesca a tus sueños alcanzados. Enhorabuena.

nélida dijo...

Precioso Tawa!! Menos mal que aclaran que no se deben tocar las piedras, si no, una vez dentro no habría resistido la tentación. Buenísimo los enlaces, gracias. Pasaré a ver. A cambio te dejo este https://youtu.be/kzhbUwQiVFk
beso

Senior Citizen dijo...

¿Se sabe por qué lo levantaron ahí y no en otro sitio? Si las piedras las llevaron de lejos sería por algún motivo.

Elvira dijo...

Magníficas fotos!

Friné dijo...

las fotos están de libro, sobre todo las últimas.
Fue un hermoso día con muy buena caza.

Kissss y Kissss

unjubilado dijo...

Preciosas fotos los intrusos no han salido nada más que en la distancia.

Tawaki dijo...

Ligia, es imposible libarse por completo de esos incordios, pero al menos disfruté de un lugar que quería conocer desde hace mucho.

Mari-Pi-R, me pregunto si alguna vez conseguiré ir a Petra, pero si lo hago procuraré verlo con calma, a distintas horas del día.

Blau, por supuesto, cualquier detalle me recuerda a ti.

Nélida G.A. he procurado que no quedaran demasiado artificiales, pero es que el contraste de luz era muy grande. Entiendo tu tentación, ja,ja, pero a í es algo que no me cuesta; me conformo con mirarlas sin que me suponga ningún sacrificio.

Nélida, imagino que por eso lo dicen, ja,ja, para evitar que la gente caiga en la tentación. Por eso te explican que se estropean. es importante preservar al máximo estos monumentos, que además de ser antiguos, están expuestos a los elementos. Muy gracioso el video, por cierto.

Muchas gracias a todos por vuestros comentarios.

Tawaki dijo...

Senior Citizen, no hay una explicación clara, pero se cree que la zona era sagrada y que se había convertido en un lugar de encuentro para los diversos pueblos, no sólo de la isla, sino también del continente. Hay que considerar también que es un monumento construido a lo lago de milenios, con sus correspondientes fases y cambios. Además, no es el único, había varios parecidos, aunque ninguno con tanta importancia ni que haya sobrevivido tan bien conservado.

Elvira, gracias, disfruté mucho haciéndolas.

Friné, la cámara es buena y corrige los defectos del fotógrafo ;-)

Un jubilado, procuré dejarlos a un lado, pero fue inevitable que apareciesen en algunas.

Muchas gracias a todos por vuestros comentarios.

nélida dijo...

Cuando leí muy gracioso, dije: ¿qué le compartí? que mal que estoy jajaja, no era ese, era uno relacionado a Stonehenge. Ahora no lo encuentro, pero hay varios interesantes.
beso

Tawaki dijo...

Nelida, ya me extrañaba...