viernes, 14 de octubre de 2016

25 años de Días de cine

Es el único programa de televisión que veo regularmente, aunque sea en diferido y por Internet, ya que durante mucho tiempo estuvo relegado a horas intempestivas, con frecuentes cambios de horario que no consiguieron sin embargo desanimar a su paciente audiencia.

Quizás por eso tiene más mérito el haber sobrevivido tanto tiempo en la parrilla. Como decía uno de esos seguidores habituales, es de los pocos programas en los que se pueden escuchar frases subordinadas, comentario con el que estoy  plenamente de acuerdo.


En mi caso, me incorporé muy tarde y no asistí en directo a las conocidas perlas de Antonio Gasset, su más famoso presentador, aunque he podido verlas en la Red y me parecen muy divertidas. Como él mismo dice, muchos de esos comentarios provocarían en la actualidad su inmediato despido, lo que nos da una idea de lo que hemos retrocedido en ese aspecto, sometidos como estamos a la tiranía de lo políticamente correcto.

Ahora, desde hace ya varios años, soy fiel a este programa sobre el séptimo arte, por mucho que en ocasiones nuestros criterios difieran, especialmente cuando del cine patrio se trata, pero creo que ya les tengo tomada la medida.

Por mi parte, sigo aprendiendo sobre cine, no solo con ellos, sino con unos cuantos libros. Hace poco terminé una biografía de Bogart escrita por Stefan Kanfer, y aún leo la Historia del cine, de Román Gubern, junto al recién empezado Chaplin de Peter Ackroyd.




Si el año pasado vi 252 películas nuevas (sin contar las repetidas), en 2016 llevo sólo 149, pero es que estoy dando prioridad a la lectura.

El otro día, volví a toparme con Intocable, (Olivier Nakache, Eric Toledano, 2011) y me llamó la atención la forma en la que nos presentaban a los candidatos al principio de la cinta, con la cámara moviéndose a ras de suelo, mostrándonos sus pies. Pocas semanas antes, había visto una escena muy similar en la película Él, (Luis Buñuel, 1953). Es gracias a programas como Días de cine como he aprendido a disfrutar del cine más allá de las historias que nos cuentan, fijándome en muchos otros detalles.

La entrada que tenía preparada sobre la exposición del Bosco tendrá que esperar un poco, ya que no quería dejar pasar la oportunidad de felicitar a Días de cine por sus recientes bodas de plata, animándoles a seguir con su espléndido trabajo.

Por cierto, el nombre del programa es un homenaje a la película Días de radio, de Woody Allen.

11 comentarios:

unjubilado dijo...

Como ya te dije en cierta ocasión estoy desconectado del cine, no conocía el programa, ya que tan apenas veo la tele.
Además de por tu artículo he buscado información y se encuentra en bastantes sitios.
En el Periódico, con vídeo de RTE.

Mari-Pi-R dijo...

Es estupendo que puedas seguir por Internet un programa que te guste, yo soy muy aficionada al cine, tengo cantidad de películas buenas antiguas que conservo y todo ello por la descarga directa por Internet.
En cambio RTVE no me permiten desde Canadá ver las series que hay de muy buenas, así que me las tengo que bajar por medio de enlaces de otras paginas disponibles, tan solo puedo ver noticias.
Bueno que sigas disfrutando de lo bueno en estos días más frescos.

Senior Citizen dijo...

Cuando yo veía la televisión, me gustaba programar el vídeo VHS para grabar películas de las que ponían de madrugada y vi cosas muy buenas, como una que te recomiendo si no la conoces. Se trata de "Itinéraire d'un enfant gâté", que en español se llamó "El imperio del león" y creo que se puede ver on line.

unjubilado dijo...

He intentado ver "El imperio del león" y solamente he encontrado dos sitios, en uno de ellos te exige darte de alta, aparentemente gratis, y en el otro te piden el número de teléfono (Suscripción semanal autorrenovable de 5,99€/semana IVA incl. para usuarios Movistar y Vodafone; 3,99€/semana IVA incl. para usuarios Orange.)

Nélida G.A. dijo...

No soy asidua a ese programa, pero alguna que otra vez lo he visto, y es bueno. Así que no me extraña que lleven 25 años en la parrilla.
Qué bueno saber lo mucho que te aporta, la manera de ver y entender las películas. Y conocer más sobre el séptimo arte, amén de los libros que ya te has leído sobre ello.
La peli "Intocable" es una de mis favoritas. Recuerdo esas escenas a ras de suelo, y muchos más giros sutiles de cámara a lo largo de la película, con total intencionalidad.
Yo creo que en general cuando agudizas los sentidos es porque algo te gusta y cuando algo te gusta, lo entiendes mejor y lo disfrutas mucho más (aunque sea a tu manera).
Interesante entrada, Tawaki. Gracias por tus aportaciones.
En cuanto al Bosco, ya decía yo que no te la podías haber perdido. jeje. Esperaremos el tiempo que haga falta para verla-leerla.

nélida dijo...

No conozco el programa, pero siempre es bueno reivindicar lo bueno muy bueno!

Cariños

Ambar dijo...

Conozco el programa y siempre me gusto pero, su horario era incompatible con el mío. Son merecidas esas bodas de plata.
Saludos

Tawaki dijo...

Un jubilado, lo llevan celebrando desde hace tiempo, y no es para menos, ya que pocos programas culturales resisten tanto tiempo. Una lástima que no sigas el cine de cerca, a mí me encanta.

Mari-Pi-R, hay programas informáticos con los que puedes cambiar tu dirección de IP canadiense y ver así la televisión por Internet sin restricciones, pero yo no los uso, ya que sólo veo este programa y no está sujeto a derechos de autor. Como aficionado al buen cine, también tengo una buena colección que voy viendo cuando puedo.

Senior Citizen, no la he visto y la he buscado en Youtube, pero no está disponible. Procuraré verla. Una lástima que no te interese el cine, podríamos intercambiar opiniones sobre las películas.

Un jubilado, seguiré buscando, ya que no me gusta ni darme de alta ni tener que dar mi número de móvil. Bastante información tienen ya sobre nosotros.

Muchas gracias a todos por vuestros comentarios.

Tawaki dijo...

Nélida G.A., yo empecé a verlo tarde, pero desde entonces le soy fiel. A veces no coincido con sus opiniones, pero es de lo mejorcito de la tele, y como me encanta el cine pues es una buena referencia. He leído bastantes libros, pero igual que no me canso de ver películas, siempre hay algún libro por leer. Es cierto, cuando algo te gusta lo ves con otros ojos y prestando más atención.

Nélida, es un buen programa para los que queremos estar al día con lo que se muestra en las pantallas, no sólo de España, sino de todo el mundo.

Ámbar, ese es el motivo por el que lo veo por Internet. Así me lo pongo cuando me viene bien. No obstante, creo que ahora lo emiten a una hora mucho más decente.

Muchas gracias a todos por vuestros comentarios.

RosaMaría dijo...

Me alegra que haya algo válido en internet, por aquí estamos huérfanos de buenos programas y películas. Cambiando de tema, veo que en el otro blog está el enlace a este, distracciones lógicas del humano... que no de la edad. Beso.

Tawaki dijo...

Rosa Maria, tienen su propia linea editorial con la que en ocasiones no estoy de acuerdo, porque se callan los escandalos del cine espagnol, por ejmeplo, pero llevar 25 agnos en antena no es moco de pavo, y sabiendo leer entre lineas, el programa es bueno.