miércoles, 24 de mayo de 2017

Kenwood House, en Londres

Para llegar al palacio tuve que atravesar todo el parque de Hampstead Heath (ver entrada anterior). Es del siglo XVII, y alberga la Colección Iveagh, reunida por un lord que pertenecía a la familia Guinness. 


Estuvo en remodelación, pero abrió sus puertas en 2013. Actualmente lo gestiona el English Heritage y la entrada es gratuita.





En este palacio campestre encontramos cuadros de pintores tan conocidos como Rembrandt, Vermeer, Franz Hals o Van Dyck entre otros, aunque la mayoría pertenece al barroco holandés y a la pintura británica de los siglos XVIII y XIX.





Todo el personal es muy simpático y está dispuesto a responder cualquier pregunta, aunque me las tuve con una de las vigilantes, que insistía en que no dejara la mochila en el suelo en ningún momento. El resto fueron más razonables y entendieron que era lo mejor para la seguridad de las pinturas. Eso es lo único que eché en falta, un guardarropa donde dejar bolsos, abrigos y mochilas. Yo fui directamente desde el aeropuerto y os aseguro que es incómodo hacer las fotos, con poca luz y con la mochila colgando de un hombro porque no te dejan llevarla a la espalda ni depositarla en el suelo.






Cerca de un millón de personas visitan anualmente este parque, en el que también encontramos algunas esculturas modernas, como esta de Henry Moore.


Sin prisa, inicio el regreso, con un sol si cabe aún más bajo y débil que el de la mañana.






Cumplido el objetivo de ver el palacio y los jardines, de haber paseado por bosques y estanques, me acerqué, ahora sí, por 2 Willow Road, un edificio modernista de 1939 que solo pude ver por fuera, ya que el horario de visitas no es muy amplio que digamos. El interior quedará para otra ocasión.



Siempre animo a conocer los lugares más turísticos de Londres en una primera visita, pero lo bueno de esta ciudad es que después de haber visto lo más importante es cuando descubres todo lo que te falta. Y es mucho. Por eso me gusta tanto.
Fuente: Wikipedia y elaboración propia.

13 comentarios:

nélida dijo...

Tienen un sin sentido curioso los ingleses. Ni en el piso ni en la espalda, a llevarla como puedas. Como bien decís, debería haber un guarda objetos, ropa, ¿bufandas? :)
Agradable paseo.
Beso

unjubilado dijo...

Es ese caso se coge un carro de supermercado, el más grande que exista y se pasea uno con el por todo el recinto. Como les pillará por sorpresa, no tendrán ninguna contestación preparada. Un problema podría ser si hay que subir y bajar escaleras, pero eso se soluciona pidiendo ayuda a la vigilante quisquillosa.
Las fotos perfectas como siempre y pese a la mochila.

scorts dijo...

No conocía esa colección de arte

Un paseo maravilloso

Mari-Pi-R dijo...

El lugar es muy bonito y sobre todo como dices hay cuadros muy conocidos.
Un abrazo.

RosaMaría dijo...

Precioso recorrido, la señora de la 9 parecía altísima, el detalle de la 14 genial, incluído el ruedo del vestido. Los instrumentos geniales raro de ver juntos en un museo. La 17 preciosa incluída las sombras de los árboles. Gracias por el paseo, yo me ahorré la caminata del principio. Beso

Rud dijo...

Hola, Tawaki
Me encanta el arte, en realidad es lo que más observo cuando viajo. Estuve una vez en Londres con mi familia, además del zoológico y los sitios a los cuales nos llevó el tour, le dedicamos mucho tiempo al Museo de Historia Natural, un lugar que debe ser aprovechado tranquilamente.
Debe haber sido un fastidio muy grande no poder depositar la mochila en un lugar destinado para ello. Espero que con los atentados que desafortunadamente se están conviertiendo en pan cotidiano, remedien ese inconveniente. Material gráfico excelente. Ha sido un gusto.
Cordiales saludos, feliz fin de semana

Ambar dijo...

El palacio es muy bonito y desde luego posee una gran colección de cuadros. La familia Guinness de la que hablas es la que elaboraba cerveza en Dublin?.
Besos

Senior Citizen dijo...

¿Llevas la cuenta de cuantos palacios de estos has visto?

Nélida G.A. dijo...

Se ve una propuesta tranquila la que has elegido. Me gusta.
Ese Palacio es precioso por fuera pero sobre todo por dentro. Cuánta historia encierra y cuántos detalles!
Eso sí, para ir con lo puesto nada más y la cámara :-)
Por dentro 2 Willow Road es bonito, pero....¡qué feo es por fuera! ¿verdad? Bueno, cuestión de gustos, claro.
Gracias por compartir, Tawaki. Un beso.

Teca M. Jorge dijo...

Londres nos reserva belezas históricas e naturais... realmente vale a pena conhecer...
Um beijo e obrigada pela maravilhosa reportagem

Carmen Viajes y Rutas dijo...

Bueno, menuda maravilla de palacio, no tenía ni idea de su existencia. ¿Y además dices que no cobran la entrada? ¡Increíble! Lo d ela mochila la verdad es que es una faena, tendrían que tener guardarropa por ellos y por los visitantes, aunque fuese cobrando algo.
Un abrazo
Carmen

Tawaki dijo...

Nélida, con tanto atentado le tienen mucho miedo a las mochilas, pero lo de esta señora no era ni medio normal. Menos mal que el resto del día fue una maravilla y que los malos ratos se olvidan pronto.

Un jubilado, para las escaleras he pensado que podía pedirle ayuda. Total, ya que está en estado de shock... Y el carro sirve para ir echando los cuadros que desee uno llevarse.

Scorts, yo tampoco. Día a día mi ignorancia es mayor.

Mari-Pi-R, tantos años yendo a Londres y no los había descubierto hasta ahora. sorpresas te da la vida.

Rosa María, se hace lo que se puede por acercar estas maravillas a los que vivís al otro lado del charco.

Rud, compartimos gustos entonces. El museo de Historia Natural me gusta mucho y lo veo de vez en cuando, pero por lo general ando a la busca y captura de lugares nuevos en esta ciudad fascinante. Tiene tanto que ofrecer que uno nunca termina de conocerla del todo.

Muchas gracias a todos por vuestros comentarios.

Tawaki dijo...

Ámbar, eso te toca descubrirlo a ti, je,je, que eres la experta en genealogías. La verdad es que no lo sé, pero quizás lo averigüe cuando me lea el libro del palacio. Al ritmo al que voy, échale unos diez años.

Senior Citizen, no se me había ocurrido contarlos, pero no son demasiados. Repito mucho lo que me gusta. Dentro de unos meses espero traeros otro en el que ya he estado varias veces.

Nélida G.A., coincido con tu opinión sobre la fachada. Creo que su interés radica en que es el superviviente de una época, de un estilo, pero imagino que por dentro es mejor. De hecho, voy a echarle un vistazo. Sí, fue un día muy tranquilo, de los que me gustan a mí.

Teca, supongo que pasa también con otras ciudades, que al conocerlas se enamora uno de ellas, pero para mí, Londres es lo más de lo más.

Carmen, en Londres es frecuente encontrar sitios gratuitos en los que piden una colaboración voluntaria. Y la ciudad está llena de palacios como éste, que están esperando a que los visitemos. Siempre lo paso muy bien allí.

Muchas gracias a todos por vuestros comentarios.